sábado, 7 de febrero de 2009

INDIGNACIÓN

Estoy indignada.
Como ya sabéis, durante este curso estoy como maestra de apoyo al infantil. Ésto quiere o quería decir que mi función consiste o consistía en sustituir las bajas cortas que se dieran en el ciclo y el resto del horario en dar refuerzo a aquellos alumnos/as que por dificultad en el aprendizaje lo necesitaran. De común acuerdo el ciclo tenía establecido que durante el primer trimestre el apoyo se diera exclusivamente a las tres clases de tres años y a partir del segundo trimestre hasta final de curso a los tres niveles de infantil.
Yo soy una persona que me considero seria en mi trabajo, me gusta mi profesión aunque a veces me agote y me frustre, así que una vez comenzado el segundo trimestre comencé dando refuerzo a unos 17 niños/as salvo aquellos días que debía sustituir y que es natural ya que la administración no va a contratar a nadie por un día o quince días que es lo que más o menos se supone que es una baja corta.
Hoy, me encuentro sustituyendo una baja larga por maternidad, comenzé el lunes 2 de febrero, y la administración dice que no contrata a nadie para cubrir esta baja por falta de dinero. El día 5 de febrero una compañera del mismo ciclo se dió de baja por enfermedad y el centro imposibilitado de cubrir el horario tuvo que tomar la decisión de mandar al alumnado a su casa.
Los padres, naturalmente, indignados han protestado y la respuesta ha sido que el alumnado debe de ir al colegio pero al edificio principal para que el profesorado de primaria cubra el horario. (Sabéis que mi centro consta de dos edificios, alejados uno de otro por unos 800 metros más o menos de distancia y la baja larga se ha dado en el anexo de infantil, lejos del principal).
Estoy indignada, sí, porque esta respuesta de la junta de andalucía me hace ver una vez más la importancia que le dan a la educación, se respaldan en la crisis pero animan a las empresas privadas a crear empleo cuándo ellos no lo hacen, con su actuación dan a entender que lo importante es únicamente que los/as niños/as estén recogidos como si el colegio fuera una guardería, pero, después, quieren rendimiento escolar y si no lo hay, ya sabéis, es muy fácil hallar la respuesta a la causa.
Repito, estoy indignada.
Señores/as de la Consejería de educación de la Junta de Andalucía respetuosamente les digo que la calidad de la enseñanza en nuestra autonomía no se arregla con el programa de calidad que uno de ustedes sentado en su despacho diseñó ni tampoco aumentando en cinco días el calendario lectivo con el que se han llenado la boca en éstos días sino bajando la ratio y aumentando los recursos humanos en los centros públicos.
Estoy indignada.

7 comentarios:

Inmis dijo...

LLevas toda la razon del mundo, la consejeria no hace mas q dificultar la labor educativa, y encima no pare de pedir rendimiento y consecucion en unos objetivos, que dificilmente se logran si no se cuentan como minimo, con los recursos necesarios. Estoy contigo, es indignante que estemos en esta situacion, y q encima se nos comparen constantemente con otros paises, que invierten muchismo mas en educacion porque si q lo consideran importante, y no como el nuestro, q lo unico q le preocupa es q los niños esten recogidos.
PD: ALmu, ya esta de baja?? ya ha tenido algo?? un beso.

encarni dijo...

Hoy ha llegado su sustituta, parece que protestar sirve para algo y si la protesta la hacen los padres mág aún. Sí, nació Anita ya las dos están bien. Un beso.

Inmis dijo...

Genial, me alegro que al final se haya solucionado, aunq con protestas... Dale un besazo enorme a las doss y para todas/os.

encarni dijo...

Se los daré de tu parte cuándo hable con ella. La vida siempre es una lucha contínua y el colegio es un reflejo de la realidad, es una lástima que sea así, ¿realmente interesa la educación? todo gobierno debería primarla poniendo más medios y más personal, y no realizando nuevos planes de estudios ni nuevas leyes educativas que lo único que consiguen es desilusionar y agotar al personal.

Inmis dijo...

Se puede decir mas alto, pero no mas claro. Un besazooo

Carmen dijo...

Una maestra de infantil, igualmente indignada como tú. Has reflejado muy bien ese post lo que todos aquellos que no firmamos el plan de calidad,venimos diciendo a gritos desde el día que se nos puso sobre la mesa. En mi cole, de 2 líneas hacie el mes de noviembre, mi compañera de 3 años, se dió de baja por maternidad, hasta el día 11 de enero,no se cubrió esa baja.(por lo que nos llevamos los demás niveles cerca de mes y medio sin maestra de apoyo, teniendo alumnos con discapacidades, 2 alumnos Down, que requieren una atención más personalizada)Días más tarde, de nuevo otra compañera, seda de baja por peligro en el embarazo, baja de larga duración ya que durará hasta que de a luz.Estamos aún a la espera que se cubra la baja, pero la negativa de la delegación es rotunda.Yo, hace una semana he sido recientemente operada, y mis alumnos están ahora con la maestra de apoyo de Primaria, compañera no especialista en Infantil, y dejando a los alumnos de Primaria qque requieren refuerzo educativo. Me parece realmente vergonzoso que la administración quiera después decir en sus estadísticas que el fracaso escolar se debe a los profesionales de la enseñanza.
En cierto modo, creo que somos nosotros responsables de que esto funcione así.Deberíamos movilizarnos más, pero viendo los resultados de las últimas manifestaciones sobre plan de calidad y calendario , ¿mejor quedarnos sentados y aguantarnos todo lo que nos caiga encima?

encarni dijo...

Hola Carmen, es que no hay palabras para expresar la situación en la que nos encontramos los docentes y en general la educación, ¿dónde están los sindicatos para recoger los problemas y arreglarlos? y ¿los inspectores? ¿sólo están para vigilarnos y agobiarnos con papeles? ¿no deberían apoyarnos ante la administración? ¿no es la educación algo esencial en toda sociedad?, hacen falta voces que eleven la indignación que sentimos el profesorado y que ante todo queremos hacer bien nuestro trabajo.